ECONOMÍA – «Diez millones de viviendas en España corren riesgo de sufrir una nueva burbuja» (Vozpópuli – 18/Nov/2019). @voz_populi #Vivienda #Economia #BurbujaInmobiliaria @CatSeguros #Homelessness #CatSegurosInforma


La consultora Gloval detecta sobreprecios de hasta un 40% en viviendas puestas a la venta.



La Noticia (Vozpópuli – 18/Nov/2019):

Vientos de una nueva burbuja de considerables dimensiones amenazan al sector residencial de España en la víspera de una posible desaceleración económica en 2020. Diez millones de viviendas, el 40% del parque residencial de nuestro país, están en zonas que tienen en estos momentos «un mercado sobrevalorado o en riesgo de burbuja«, según estiman desde la consultora inmobiliaria Gloval a preguntas de Vozpópuli.

«Estamos hablando de viviendas que se encuentran en un equilibrio inestable respecto a la situación económica. Esto es, precios saturados que precisan de una mejora de las condiciones económicas de los demandantes para, al menos, mantenerse. Son inmuebles muy sensibles al deterioro de esas condiciones y, por tanto, pueden sufrir cambios bruscos de valor», señala a este periódico Carlos Gómez Castro, jefe de datos y analíticas de la consultora respaldada por el fondo de capital riesgo Miura. «No necesariamente están a la venta pero sí tienen de por sí un índice de burbuja alto».

En las grandes ciudades, más de un 50% del mercado residencial que está a la venta se encuentra «sobrevalorado».

El fenómeno emana fundamentalmente de lo que sucede en las grandes ciudades, MálagaBarcelonaBilbaoMadridValencia y Palma de Mallorca, donde más de un 50% del mercado residencial (de primera y segunda ocupación) que está a la venta se encuentra «sobrevalorado». En el caso de Málaga, el riesgo alcanza al 99% de las secciones censales.

La consultora calcula el índice de burbuja o sobreprecio en virtud de una serie de criterios como el propio mercado inmobiliario, la demanda y oferta de vivienda, las transacciones entre compradores y vendedores, el precio del alquiler, la morosidad y la renta de la gente en la zona, su capacidad real de ahorro, el porcentaje de renta destinado a vivienda y alquiler y su capacidad económica en general.

Sobreprecios del 40%.

«Hemos detectado casos del tipo, por ejemplo, de una vivienda que se está vendiendo por un valor de 700.000 euros cuando debería, atendiendo a los criterios citados, costar unos 500.000, esto es, un sobreprecio del 40%«, señala Gómez a este medio.

Mucha gente tiende a vivir por encima de sus posibilidades».

«Entendemos que esto se puede haber estado produciendo por falta de información sobre precios ajustados, como así también por el hecho de que pese a la pasada crisis inmobiliaria, mucha gente ha tendido igualmente estos últimos años a vivir por encima de sus posibilidades…incluso en las ciudades más ‘sanas’ hay barrios afectados por riesgos de burbuja. Los precios del mercado, en consecuencia, se encuentran en visos de saturación y haciendo probable una desaceleración de la demanda cuando no un estancamiento».

Percepción similar en las cotizadas.

La percepción de la consultora Gloval coincide con la de las promotoras inmobiliarias cotizadas, Neinor HomesMetrovacesa y Aedas Homes, en sus últimas conversaciones con sus inversores.

Neinor ha alertado de una «desaceleración» de las expectativas de precios en cuanto a la vivienda y los suelos en lo que va de año, lo que le ha llevado a lanzarse a la compra de suelo por valor de hasta 350 millones

Metrovacesa, por su parte, se ha visto obligada a modificar este año su «mix operacional» ante la «desaceleración» en la demanda de vivienda: ha pasado de un más del 70% de ingresos por la promoción de vivienda y menos del 30% por la venta de suelo en 2018 a la ecuación justamente inversa en 2019. Apura, ahora, la venta de suelo por valor de 700 millones. «Se trata de adaptarnos a un cambio en la dinámica del mercado», afirman desde la compañía dirigida por Jorge Pérez de Leza, que señala a la «incertidumbre política y los cambios regulatorios» como elementos que están condicionando la demanda de la vivienda, al menos, de forma «temporal».

Aedas Homes, en tanto, reconoce «una ralentización inmobiliaria» derivada de la «desaceleración» de la compraventa de viviendas de segunda ocupación, que «representa el 90% de la actividad del sector».


PUBLICIDAD

TU SEGURO DE HOGAR


El Apunte (By ©® Niklauss):

No nos cansaremos de recordarlo: ¿cuántas veces necesita el Ser Humano tropezar con la misma piedra para darse cuenta que no va por el buen camino? ¿No ha sido suficiente con lo que ha pasado en los últimos 10 años?.

De seguir al ritmo al que estamos yendo en las 2 primeras décadas del Siglo XXI, el porcentaje de riesgo de #SinHogarismo (#Homelessness, en su acepción en inglés) puede llegar a aumentar hasta niveles insospechados.

No queremos, con ello, defender una intervención de los Mercados Inmobiliarios. Sin embargo, una cierta regulación, que permita el acceso digno a la vivienda, se nos antoja como algo conveniente y necesario.


Las Fuentes y sus comentarios:


460.000 viviendas sin vender: el legado de la burbuja inmobiliaria. @abc_es @abceconomia #Noticias #BurbujaInmobiliaria #Hogar #Actualidad #Economia #Sociedad @CatSeguros #CatSegurosInforma


La construcción vuelve a coger ritmo pese a que solo se ha digerido el 30% de los pisos que dejó el «boom» inmobiliario



ABC Economia – 17/06/2019 18:28h – (Enlace a la noticia).

España tiene personas sin casas, pero también casas sin personas. El stock de vivienda nueva cayó un 3,6% el año pasado, situándose en 459.876 unidades, según las cifras publicadas esta semana por el Ministerio de Fomento. La estadística se ha reducido un 30% (189.904 inmuebles) en los últimos diez años, pero todavía se mantiene alejada de los niveles previos a la burbuja inmobiliaria.

Y es que España aún está digiriendo el «boom» del ladrillo, que provocó que el número de casas sin vender pasara de 195.184 unidades en el año 2005 a 649.780 viviendas en 2009. Tras el estalllido de la burbuja inmobiliaria se inició una lenta «absorción» de este stock restante, que se ha reducido paulatinamente desde el 2010. Pese a ello, todavía hay casi 460.000 viviendas nuevas sin vender.

Son las regiones costeras, donde se concentró el «boom» constructor, las que concentran el mayor número de viviendas nuevas sin vender. La Comunidad Valenciana encabeza esta particular lista con 86.137 unidades, casi el 20% del total nacional. A la zaga están Cataluña, con un stock de 73.048 (16%), y Andalucía, con 69.327 unidades (15%). Así, la suma de estas tres comunidades ronda el 50% del stock nacional. Dado que muchas de estas viviendas se construyeron en la costa mediterránea, Alicante (39.309) y Barcelona (38.048) son las provincias con mayor número de vivienda nueva sin vender. También Castellón, Valencia, Murcia y Almería cuentan con unas cifras considerables.

La Comunidad de Madrid, por su parte, aglutina el 8,73% del stock total (40.145), mientras que Toledo, donde se edificó de forma masiva por la cercanía de la capital, representa el 4,75% del total (20.714 inmuebles)

Será difícil dar salida al mercado a estos inmuebles. Sobre todo porque muchos de ellos se sitúan en zonas donde la demanda se ha desplomado en los últimos años. No ha sido hasta los dos últimos ejercicios cuando la demanda se ha recuperado definitivamente en lugares como Andalucía y la Comunidad Valenciana, que se han unido a otras regiones como Cataluña y Madrid.

«Invendibles»

Pero el año pasado la mayor absorción de casas vacías respecto al año anterior no se produjo en estas comunidades, sino en el País Vasco, donde el stock se redujo un 30%, y también en Baleares, donde se dio salida a un 10% de estos inmuebles. Por provincias, fue en Guipúzcoa, Málaga, Huelva, Huesca y Lugo donde el stock disminuyó más de un 10%.

Será difícil mantener estos descensos. Y es que gran parte de estas viviendas podrían no venderse nunca, tal y como han destacado distintas consultoras especializadas en el sector como Acuña y Asociados. Según sus cálculos, sumando las nuevas y las usadas, existen 1,2 millones de viviendas sin vender en nuestro país. El 35% de ese stock «se encuentra deslocalizado de los grandes núcleos metropolitanos y de interés turístico».

Por tanto, 430.000 viviendas que tardarían en disolverse 3,9 años, aunque el «60% del excedente de oferta tendrá una difícil absorción a largo plazo por la reducida o inexistente demanda de esas localizaciones». En definitiva, más de un cuarto de millón de viviendas a las que encontrar una salida comercial se antoja una misión casi imposible.


La FUENTE con su Comentario.

Santiago Niño (@sninobecerra) twitteó a las 10:58 a. m. on lun., jun. 17, 2019:
Si «El 35% de ese stock se encuentra deslocalizado de los grandes núcleos metropolitanos y de interés turístico» y probablemente no se vendan jamás, ¿en qué lugares se edificó cuando ‘ESP fue bien’?. https://t.co/g516r39GlR
(https://twitter.com/sninobecerra/status/1140544306064842752?s=09)


@CatSeguros, el Comentarista y su Comentario.

L. NICOLÁS CENTELLES (@Luis_NICOLAS_C) twitteó a las 7:16 p. m. on mar., jun. 18, 2019:
… en cualquier lugar, sin importar si allí era necesario o interesante hacerlo, con tal de justificar un crecimiento fatuo, así como una vía de desviación de dinero a bolsillos ajenos; que, finalmente, nos ha llevado a todos al lugar y situación en la que estamos.
(https://twitter.com/Luis_NICOLAS_C/status/1141031978151665665?s=09)


Espacio publicitario.

EL SEGURO DE HOGAR MÁS ADECUADO ES EL QUE SE DISEÑA DE ACUERDO A LAS NECESIDADES DEL CLIENTE


Las Noticias «abandonadas al olvido»: crónicas de los despilfarros ©® By Niklauss.

¿Entienden a qué me refiero?

Sin embago, ya que estas «cosas» ya están hechas, también podemos pensar que «también están disponibles».

Y, lo están en zonas que se han despoblado. Por lo tanto, se podrían aprovechar para desarrollar las zonas en las que están, dar lugar a la vuelta de su población (o, sencillamente, su repoblación); en definitiva, «utilizar esas instalaciones que ya están disponibles para obtener (a partir de ellas) una riqueza que, a día de hoy, no tenemos».

Para ello lo que es necesario es que haya Voluntad Política de Estado.

Precisamente eso es lo que debiéramos exigir a nuestros políticos. Y, si no la tienen, cambiarlos… ¡¡¡Quizás por personas independientes que no pertenezcan a ningún partido político!!!.